domingo, 11 de enero de 2015

Redes sociales: ¿valiosa herramienta o elemento del crimen?

  • Gracias al desarrollo tecnológico y a la gran popularidad que han obtenido las redes sociales en los últimos años, tenemos la oportunidad todos los días de interactuar con una cantidad infinita de personas (conocidas o desconocidas), y establecer contacto con gente que por las circunstancias y momento en que la conocimos probablemente no hubiéramos vuelto a ver nunca, así como con nuestros seres queridos.

    Pero, ¿qué pasa cuando las redes son utilizadas de forma errónea? A pesar de todos los beneficios que estas nos dan, resulta inevitable que, de vez en cuando, sean utilizadas como un arma de doble filo. Incluso, nosotros mismos podemos causar daños irreparables, tanto a nuestra persona como a alguien más, sin siquiera ser conscientes de eso.
    En el último año, por ejemplo, me he visto afectada escolar y personalmente por circunstancias similares, impactando de una manera negativa en mi salud. Debido a esto, mi desarrollo personal se vio perjudicado en un grado mayor, provocando daños que me costó mucho reparar. Ahora esos problemas han quedado atrás y los he podido sobrellevar con talante positivo gracias al apoyo de mi madre, pues recientemente ella también vivió una situación semejante en su trabajo, por lo que conocía a la perfección por lo que yo estaba pasando. Analizando juntas la situación, nos sorprendimos cómo estas pudieron haberse evitado poniendo en práctica algunos sencillos consejos que desgloso a continuación:
  • No compartas todo lo que haces en el día

    Compartir tus rutinas, tu ubicación, tus gustos, incluso el sueldo que percibes, entre otros aspectos de tu vida privada, puede darle suficiente información a alguien que quiere hacerte daño.
  • Evita los malentendidos

    Muchas veces compartimos contenido que puede resultar ofensivo para algunos amigos, o ellos pueden llegar a publicar cosas que consideramos como una falta de respeto. Lo más recomendable es exponer de forma respetuosa tu punto de vista, y aclarar cualquier malinterpretación. Es importante también respetar las opiniones de los demás.
  • No divulgues contenidos que puedan afectarte a ti o a los demás

    En ocasiones, el material que publicamos no tiene la intención de ser un inocente punto de vista; algunas veces se comparte intencionalmente cierta información para provocarle un mal rato a otra persona, o material personal que puede ser utilizado más adelante en nuestra contra. Es recomendable que, de tener un conflicto con alguien en especial, tratemos de resolverlo cara a cara, y con toda la cordialidad posible.
  • Respeta la privacidad

    Ya sea la tuya, la de tu familia, la de tus amigos o la de tu pareja. Todos tenemos derecho a mantener ciertas cosas en secreto, y a decidir cuándo y con quién queremos compartir esos aspectos privados de nuestra vida.
    Las redes sociales, lo sabemos, constituyen una herramienta útil para establecer contacto con los demás y como medio de entretenimiento; por lo tanto, es necesario hacer todo lo que esté en nuestras manos para que estas no se vuelvan en contra nuestra. Si bien no podemos evitarlas del todo, debido a que haría falta que los demás las pusieran también en práctica, queda en nosotros que no suceda tan a menudo, así como la manera en que les daremos solución.


0 comentarios:

Publicar un comentario

Espero comentarios adjuntos en alguna de las entradas de mi página web, preguntas cortas e interesantes, en el formulario de este portal o por correo electrónico. Las interpretaciones que se den a esta exposición: clara, concisa, profunda y precisa no es responsabilidad de Diego García; sino de la persona que escribe la critica positiva o negativa, no se responde por daños o perjuicios que se causaran por dichas notas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¿Quieres ser un colaborador de este sitio?

Si quieres ponerse en contacto con el escritor de este blog: diegodfgo@yahoo.es

Si quieres colaborar con un artículo, en esta página en publicar Entre aquí.